FOLLOW US  Click to go to Facebook.  Click to go to Twitter.  Click to go to YouTube.   TEXT SIZE Click to make text small. Click for medium-sized text. Click to make text large.  
 

Hora Santa Eucarística por la Vida, el Matrimonio, y la Libertad

 

Hora Santa Eucarística por la Vida, el Matrimonio, y la Libertad

Conferencia de Obispos Católicos de los Estados Unidos

[Cerca del último domingo de cada mes, todas las catedrales y parroquias por todas partes del país están invitadas a convocar una jornada de oración y de adoración por la intención de la defensa de la vida, el matrimonio, y la libertad religiosa. La hora santa que sigue es un modelo básico con lecturas y oraciones sugeridas para este tiempo litúrgico. Otras oraciones apropiadas pueden ser usadas por el ministro que preside.]

Versión para imprimir

Procesión / Exposición

Canto de Apertura: “O Salutaris Hostia” u otro canto eucarístico apropiado.

Oración Colecta
Ministro:
A quienes creemos y confesamos que en este sacramento está realmente presente Jesucristo, el cual para redimirnos nació de la Virgen Maria, padeció muerte de cruz y resucito de entre los muertos, concédenos, Dios nuestro, obtener de él nuestra salvación eterna. Por Jesucristo, nuestro Señor.

Todos: Amén.

Liturgia de la Palabra o Liturgia de las Horas
Lecturas sugeridas:
  • Dios crea al hombre y a la mujer a su imagen y semejanza: Génesis 1,26-28, 31ª
  • Envía la vida: Deuteronomio 30,15-20
  • Por la libertad que Cristo nos ofrece: Gálatas 5,1, 13-18
  • El matrimonio es un signo del amor de Cristo a la iglesia: Efesios 5,2ª, 21-33
  • La Nueva Jerusalén, la novia: Apocalipsis 21,1-7
  • Los Bienaventurados: Mateo 5,1-12ª
  • Amen a sus enemigos y rueguen por ellos: Mateo 5,38-48
  • Entren por la puerta estrecha: Mateo 7,6, 12-14
  • La fe es pequeña como una semilla de mostaza: Mateo 17,14-20
  • La persecución y la perseverancia: Lucas 21,12-19
  • El mandamiento nuevo de la vida: Juan 15,9-17

Homilía o reflexión/meditación sobre las escrituras
El ministro que preside puede ofrecer unas reflexiones sobre la dignidad inviolable de cada vida humana, el don y vocación del matrimonio como la unión entre un hombre y una mujer, y la importancia de la libertad religiosa y de l testimonio público de la fe según las escrituras escogidas.

Período de reflexión en silencio y adoración
(se puede rezar el rosario con las letanías)

Las peticiones
Ministro:
Dios es el autor de la vida, del matrimonio y de la libertad. Ponemos nuestra confianza en el Señor y presentemos estas peticiones:

Que el Papa Francisco, los obispos, sacerdotes y todos los fieles puedan ser fortalecidos con la gracia del Espíritu Santo para continuar la proclamación de la dignidad intrínseca de toda la vida humana, desde la concepción hasta la muerte natural, la significación única del matrimonio, y la importancia de la libertad religiosa para todos, roguemos al Señor.

Que todos los que nos sirven en la gestión pública puedan tener la sabiduría y el valor de apoyar los derechos de conciencia y proteger a todas las personas de que no sean forzadas a violar sus creencias morales y religiosas, roguemos al Señor.

Por un respeto mayor de la dignidad inviolable de toda la vida humana desde la concepción hasta la muerte natural, especialmente por los más vulnerable en medio de
nosotros, incluyendo a los que van a nacer, los pobres, los inmigrantes, los enfermos y los ancianos, roguemos al Señor.

Por la reconciliación y la sanación de los matrimonios y de las familias con problemas y des truidas, y por una renovada comprensión y reverencia del plan de Dios sobre el matrimonio como la unión permanente, fiel y fructífera entre un hombre y una mujer, roguemos al Señor.

Que toda la gente de buena voluntad trabaje junta contra las amenazas a los derechos fundamentales de la conciencia y de la libertad religiosa, roguemos al Señor.

Por todos nosotros convocados ante el Señor en su Santísimo Sacramento, que vivamos nuestra fe con confianza y caridad, tengamos confianza en la misericordia del Señor, y demos testimonio de Él para invitar a otros a buscar su presencia, roguemos al Señor.

Ministro:
Padre todopoderoso y misericordioso, te damos gracias por todas tus bendiciones, y te pedimos que escuches estas peticiones en el nombre de tu Hijo, nuestro Señor y Salvador Jesucristo, que vive y reina contigo en la unidad del Espíritu Santo y es Dios por los siglos de los siglos.

Todos: Amén.

Bendición: “Tantum ergo” u otro canto apropiado.

Ministro:
Oremos. Señor nuestro Jesucristo, que en este sacramento admirable nos dejaste el memorial de tu pasión, concédenos venerar de tal modo los sagrados misterios de tu Cuerpo y de tu Sangre, que experimentemos constantemente en nosotros el fruto de tu redención. Tú que vives y reinas por los siglos de los siglos.

Todos: Amén.

Reserva

Las Alabanzas Divinas
Bendito sea Dios.
Bendito sea su santo nombre.
Bendito sea Jesucristo, verdadero Dios y verdadero hombre.
Bendito sea el nombre de Jesús.
Bendito sea su Sacratísimo Corazón.
Bendita sea su Preciosísima Sangre.
Bendito sea Jesús en el Santísimo Sacramento del altar.
Bendito sea el Espíritu Santo Paráclito.
Bendita sea la excelsa Madre de Dios, María Santísima.
Bendita sea su santa e inmaculada Concepción.
Bendita sea su gloriosa Asunción.
Bendito sea su nombre de Virgen y Madre.
Bendito sea San José, su castísimo esposo.
Bendito sea Dios en sus ángeles y en sus santos.
Amén.

Canto Final 


By accepting this message, you will be leaving the website of the United States Conference of Catholic Bishops. This link is provided solely for the user's convenience. By providing this link, the United States Conference of Catholic Bishops assumes no responsibility for, nor does it necessarily endorse, the website, its content, or sponsoring organizations.

cancel  continue